sábado , 8 mayo 2021

Con apoyo de EPN, Heriberto Galindo Quiñones fortalece su imagen en Sinaloa

Con apoyo de EPN, Heriberto Galindo Quiñones fortalece su imagen en Sinaloa

Carlos Rosas

Culiacán, Sinaloa.- Pasaron 50 años para que el diputado federal del PRI Heriberto Galindo Quiñones, de 63 años de edad, se diera cuenta que en Sinaloa hay pobreza, marginación y aislamiento.

Tras presentar ante los medios de comunicación la Fundación “Para mover y transformar a Sinaloa”, de la cual es presidente, el legislador federal, quien acepta tener aspiraciones políticas, rechazó que ésta sea una plataforma con miras a fortalecer su imagen frente a la gubernatura de Sinaloa.

Abrió la charla presentando a los integrantes de la fundación, la mayoría de los cuales, dijo, son jóvenes, y “el más viejito de la película soy yo”.

Luego explicó la visión y misión del organismo, la cual “es producto de un largo y acariciado sueño de mi familia, de mi esposa, de mis hijos y de mí mismo para apoyar a la gente y a la gente que más lo necesita”.

La idea de crear la fundación surgió entre él y su familia desde hace 10 años, pero por diversas circunstancias no se había podido concretar.

Del nombre de la fundación, aclara que lo tomó de las ideas del presidente Enrique Peña Nieto. “No vamos a ir muy lejos por la búsqueda del origen”, deja en claro el legislador federal.

El proyecto original, que data de hace muchos años, se lo entregó en 2011 a su amigo y paisano el notario público Fernando Díaz de la Vega, que tenía como propósito un objeto social, de visión y misión de la fundación, pero los vaivenes de la política fueron posponiendo su nacimiento.

“¿Y qué es lo que me lleva, lo que nos motiva a poner en marcha la fundación que hoy vamos a anunciar y que se va a instalar el próximo viernes 30 de mayo a las 6 de la tarde en el salón Mujic que está en la calle Enrique Sánchez Alonso, qué es lo que motivó, no puedo ocultarlo, nos motivó a varios compañeros diputados, como la diputada Paquis Corrales que me acompaña, Raúl Galván, que fuimos a la sierra del sur de Sinaloa, a la sierra de Escuinapa y Rosario, y al ver la pobreza extrema y la miseria y las condiciones en las que viven compatriotas sinaloenses que generaciones atrás fueron duranguenses y nayaritas, tepehuanes, coras y huicholes que son mexicanos como nosotros y que ahora son sinaloenses y que ahora viven en pobreza extrema, nos sacudió mucho, nos motivó enormemente para que hagamos cosas serias, no demagógicas, no populistas, no de protagonismos mediáticos, sino de buscar con seriedad ayudar a esa gente”, explicó.

Aseguró que no le interesan las circunstancias políticas que se puedan estar presentando para echar a andar esta fundación porque, arguye, nunca va a haber un tiempo ideal para poner en marcha un proyecto de orden social, con sentido cultural, educativo, recreativo, deportivo y económico.

Uno de los propósitos de la asociación civil es contribuir a combatir la marginación, así como impulsar el desarrollo integral a partir del desarrollo social, buscar con nuestras relaciones atraer capitales que vengan a invertir y a generar empleos para los sinaloenses, apoyando a los gobiernos estatal y municipales, así como a los clubes de servicio y asociaciones civiles.

“Vamos a editar libros, a tener medios de comunicación, vamos a promover exposiciones, conciertos, vamos a traer conferencistas, vamos a otorgar becas, vamos a promover la vivienda de interés social, vamos a tener capacidad para bajar recursos de las dependencias federales para hacerlos llegar a la gente que más lo necesita”, dijo en la conferencia de prensa.

Al abrirse la ronda de preguntas y respuestas, Galindo Quiñones reitera que es la fundación es una idea de él y de su familia desde hace 10 años.

Ataja: «¿Pero, qué pasa? Y no le saco a ninguna pregunta. Yo soy un político de vocación y no soy un político de ocasión, yo soy un político profesional, es mi vida, es mi vocación y es mi profesión, pero creo en la buena política, en la política de servir”.

Su vocación en la vida es “servir, servir y servir, apoyar a la gente hasta con lo imposible”, agrega.

“Yo no hablo de gubernatura y no lo voy a hablar, ese asunto lo vamos a tocar el año que viene por respeto al gobernador que apenas lleva menos del 60 por ciento del tiempo transcurrido de su gobierno. Entonces, que digan misa”, respondió al ser cuestionado si esta fundación obedece a su proyecto político.

Argumentó que no había encontrado el momento adecuado para poner en marcha la asociación y cuando no era una cosa era otra e iba posponiendo el proyecto, pero “como dije: me sacudió lo que vi en la sierra del sur”.

El legislador federal admite que sí tiene aspiraciones política, pero no vincula eso con la fundación porque “la aspiración política es secundaria. Aquí lo que importa es la vocación social y el compromiso”.

Del slogan “Transformar a Sinaloa” –que es muy similar al empleado por el presidente Enrique Peña Nieto en su campaña y que tiene los colores del PRI–, arguyó que son tesis que tienen la esencia del presidente y “los colores los van a ver, no son tricolores, los colores de la fundación son multicolores. En su momento los verán el día 30. Está ahorita en gestación, lo que pasa es que yo pedí hacer un banner y lo hicieron así”.

Inicialmente tenían proyectado nombrar a la asociación como “Sinaloa incluyente”, pero “la adecuamos, mejoramos el texto” para hacerle las modificaciones con base en las nuevas reglas del Sistema de Administración Tributaria.

Aseguró que la conferencia que ofreció fue como ser humano, como Heriberto Manuel Galindo Quiñones, no como diputado federal.

Del apoyo que recibiría para la asociación de parte de Enrique Peña Nieto, respondió entre titubeos que “el señor presidente va a saber; ya sabe, pues, pero va a saber cuando se instale”.

Lo acompañaron en su exposición los diputados federales Francisca Corrales, Jesús Valdés Palazuelos, Mirna Velázquez y Alfredo Padilla.

Además de Heriberto Galindo Quiñones como presidente, integran la fundación Concepción Córdova de Álvarez Farber como secretaria, Alfonso Torres como tesorero y Enrique Covarrubias como director general.

Simple Share Buttons