domingo , 9 mayo 2021

«Nos dejaron bichis»: Diputados a Imelda Castro Castro

«Nos dejaron bichis»: Diputados a Imelda Castro Castro

Irene Medrano Villanueva

¡Que vengan los bomberos…que vengan los bomberos..! Bromeaban los legisladores desde sus curules, cuando la diputada Imelda Castro desde la tribuna daba la voz de alarma: ¡aguas! se va a derretir la congeladora del congreso.

“Viene un descongelamiento legislativo, a lo mejor puede ser un proceso más rápido que el descongelamiento del océano ártico”, advertía.

La diputada perredista hablaba sobre el dictamen que emitió el Tribunal Estatal Electoral al ordenar al Congreso del Estado sacar de “la congeladora” y dictaminar en torno a una iniciativa promovida por un ciudadano al vencerse el plazo que marca la Ley Orgánica de seis meses, la cual siguió todo el proceso legislativo, pero que permanece en la Comisión de Puntos Constitucionales y Gobernación.

“Esta resolución, nos obliga de hecho, de facto a ser profesionales y a toma de decisiones en materia de dictámenes”, indicó.

“Se salió del guión…se salió del guión”, murmuraban los priistas, pero no se atrevían a increparla para que se centrara en el tema por el que previamente se había anotado en asuntos generales y que era sobre la Ley Ambiental.

“Esta llamada de atención, francamente es una nueva exhibida al Congreso del Estado”, señalaba la diputada perredista y los legisladores, en broma señalaban “nos dejaron bichis…nos dejaron bichis”.

“No hay purrum…somos mojarritas enjabonadas”, reían.

El presidente de la Junta de Coordinación Política, Jesús Hernández Chávez aseguraba que esta resolución no provocará que se presente un alud de protestas de ciudadanos que presentaron iniciativas y que fueron a dar a la congeladora “este dictamen está coincidiendo con propuestas de grupos parlamentarios que han planteado en tribuna en el sentido de regular con mayor precisión en nuestras disposiciones legales, temas como éste…estamos en esa frecuencia”.

«El rezago legislativo constituye uno de los aspectos que nuestro Grupo Parlamentario tiene como prioritario, ya que hasta hoy existen cerca de 280 iniciativas pendientes de dictaminar”, advertía el diputado Héctor Melesio Cuén.

“Al rato no nada más vamos a tener un gallo parlamentario, sino también tendremos pingüinos y focas”, señalaban los legisladores.

Sin embargo, se mostraban optimistas de que el descongelamiento del “Ártico Legislativo” ya era una realidad y no por el apretón de tuercas que le hizo el Tribunal Electoral, sino por el Plan de Desarrollo Institucional que horas antes por unanimidad habían votado los legisladores.

El mencionado Plan de acuerdo al documento que había leído en tribuna la diputada Renata Cota Álvarez sirve para sustentar los programas operativos anuales y los proyectos de presupuesto de egresos que el Poder Legislativo debe elaborar para dar cumplimiento a lo establecido en la Ley de Presupuesto, Contabilidad, y Gasto Público, en la Ley de Planeación y en la Ley Orgánica del Congreso del Estado de Sinaloa.

Igualmente el Plan de Desarrollo Institucional, permitirá la definición de objetivos y metas, su medición y la evaluación del desempeño cuantitativo y cualitativo del Congreso del Estado.

Se destacan cinco ejes fundamentales, en torno de los cuales se desarrollará el trabajo institucional: trabajo legislativo, fiscalización de los recursos públicos, representación democrática, control del poder público, modernización administrativa y fortalecimiento institucional.

Asimismo se precisa que la propuesta de Agenda Legislativa no tiene carácter limitativo por lo que permanentemente se enriquecerá con las aportaciones de los Grupos Parlamentarios, Comisiones Permanentes y las y los diputados en lo particular, convirtiendo al Plan de Desarrollo Institucional de la LXI Legislatura en un instrumento que fortalece la rendición de cuentas y la transparencia sobre el quehacer parlamentario.

“Ahora hay que ver si no se congela”, bromeaban los legisladores, y la diputada perredista advertía: “una línea de acción en el plan que hoy hemos aprobado establece lineamientos en materia de viabilidad presupuestaria para la elaboración de dictámenes, criterio que debe de ser considerado de manera fundamental a la hora de dictaminar y no sea un pretexto para rechazar todas las iniciativas que se presentan y que no puede ser un pretexto para rechazar todas las iniciativas”.

El presidente de la Junta de Coordinación Política Jesús Enrique Hernández Chávez, optimista aseguraba que con este plan se pretende modernizar el Congreso.

Es un plan incluyente que recoge las experiencias exitosas de diferentes partes del país, así como planteamientos de diferentes grupos y donde se puedan definir estrategias para el mejor desempeño y cumplir con una serie de objetivos que se han propuesto, todo dirigido a eficientar el trabajo.

Luego ofrecía que de acuerdo al trabajo que se viene realizando…”vamos a romper inercias y cambiar la historia del Congreso del Estado”.

Simple Share Buttons