martes , 25 junio 2019

Diez tips para mantenerse en forma en Año Nuevo

Diez tips para mantenerse en forma en Año Nuevo

Intentar mantener un peso sano o bajarlo durante la temporada de Navidad es muy difícil, pero no en imposible, es más fácil de lo que se cree. Es posible incluir antojos tradicionales navideños en un plan sano de dieta. El secreto es la moderación y el equilibrio.

Ya empezó la temporada navideña y con ella esos deliciosos y tentadores platillos que generan unos kilitos de más.

A continuación algunos consejos para mantener el peso ideal y disfrutar los platos de esta festividad de fin de año:

Activarse. Regálese 30 minutos de ejercicio diario. Además de quemar calorías, el ejercicio también le ayuda a liberar la tensión para evitar comer por controlar el estrés de la temporada.

Agua. Un poco de agua puede lograr mucho. Tomar pequeños sorbos durante el día es una buena manera de mantenerse hidratado. El agua absorbe el impacto en las articulaciones y las lubrica, ayuda a transportar nutrientes y eliminar desechos, y regula la temperatura del cuerpo. Lo mejor de todo es que el agua no contiene grasa, calorías ni colesterol.

Seleccione bien su comida. No gaste las preciadas calorías en papas o galletas de diario. Sea selectivo y elija únicamente los alimentos que realmente le encanten, o que asocie con la temporada.

Combine sabores. La variedad puede ser lo que le da sabor a la vida, pero también puede causar la ingesta excesiva. Combine sabores similares. Por ejemplo, junte la comida salada (o carnes) en el mismo plato. Se cansará de este sabor más rápido y se sentirás satisfecho con menos calorías.

Reduzca las porciones. Trate de comer porciones pequeñas y visite el buffet solo una vez. Escoja el plato más pequeño. Primero sirva los vegetales en su plato, dejando un espacio pequeño para esos antojos con muchas calorías como golosinas y quesos. Ingiera comidas pequeñas con menos calorías durante el día para disfrutar un antojo especial más tarde, solo asegúrese de no pasar hambre para comer excesivamente durante las fiestas.

Aléjese de la mesa. Si no decide lo que se sirve en su plato, no tiene idea de cuanto está comiendo en realidad. Lo peor que puede hacer en una fiesta es estar parado junto a la mesa sin dejar de comer.

Beba menos. El alcohol es un doble peligro durante la temporada navideña, propicia que coma sin control, y las calorías de las bebidas se suman rápidamente. Tome tranquilamente un vaso de agua entre cada cóctel.

Yo lo pagué y yo me lo como. No piense que tiene que acabarse la comida simplemente por que pagó por ella. Coloque parte de la comida inmediatamente en un contenedor para llevar a casa. Las porciones de los restaurantes pueden llegar a ser dos o tres veces más grandes de lo necesario. En vez de pedir las guarniciones típicas de ingredientes altos en almidón con vegetales, evita el almidón y duplica la porción de vegetales. Deje de comer tan pronto se sienta lleno.

Piense Zen. La temporada navideña puede ser estresante. Mantenga expectativas posibles de lograr para esta temporada. Organice su tiempo y elabore una lista con las actividades por orden de prioridad. Sea realista sobre lo que puede y no pueda hacer, y no olvide programar tiempo para relajarse.

Aprenda de sus errores. Si come tres porciones de puré de papa y medio pastel, no todo está perdido. En vez de comerse todo lo que queda, aprenda de su resbalón. La próxima vez coma una ensalada primero, comience una conversación y aléjese del área de peligro.

Simple Share Buttons