lunes , 18 enero 2021

En 2016 será la lucha entre el candidato de Malova y Juan Millán contra el del Peña Nieto: Politólogo

En 2016 será la lucha entre el candidato de Malova y Juan Millán contra el del Peña Nieto: Politólogo

Carlos Rosas

Culiacán, Sinaloa (café Negro Portal).- Si el gobernador Mario López Valdez y Juan Millán Lizárraga no se dividen, será la lucha entre el candidato de éstos contra el que designe el presidente de la República Enrique Peña Nieto, considera el politólogo Ernesto Hernández Norzagaray.

Durante las últimas semanas se han tenido distintas expresiones que indican que los actores políticos están muy nerviosos frente al proceso electoral del año próximo, cuando termina la administración de Malova, asegura.

Señaló que por un lado se tiene el autodestape del diputado federal del PRI, Heriberto Galindo Quiñones, y por otro Juan Millán Lizárraga tratando de estructurar una corriente de opinión fuerte, como en el 2010, en los municipios.

«Entonces, pues yo veo que los actores se están moviendo y de repente me da la impresión. Sobre todo a partir de esto, me da la impresión en lo que ha trascendido que Malova se va a la Sedesol, de que pudiera haber una negociación en más alto nivel con el fin de generar un espacio de manera de que sea el candidato del presidente, que no la tiene fácil y no la tengan fácil, sean los Chilorio Power o Jesús Vizcarra, pues generar las condiciones para que ellos puedan presionar al PRI», agrega.

Si de aprontados se trata, el politólogo visualiza más movimiento en el PRI, donde diversos cuadros han manifestado su interés por ser el sucesor o sucesora de Mario López Valdez en 2016.

En el caso del PAN y del PRD, salvo el caso de Heriberto Félix Guerra, no se ven militantes que pudieran tener posibilidades de ser nominados con posibilidades de ganar la elección, dijo.

Un elemento fundamental que se determinará el movimiento de la elección en 2016 es cómo el PRI resuelva toda la conflictividad o todas las ambiciones políticas que hay dentro de ese partido para encuadrarse bajo un mismo candidato, sostiene.

«Yo percibo una situación que se va prefigurando como la del 2010. A mí me parece que esta polarización que yo, al menos, creo que pudiera estar ocurriendo entre los que sería el candidato del presidente o los candidatos del presidente y lo que podría organizar Juan Millán, serían los que en este momento podrían ir provocando reacciones, tanto allá en el centro como aquí en el estado», indicó.

En contraparte, los aspirantes a la gubernatura estarán a la expectativa de que cómo se resuelva esto.

«Si se genera un movimiento fuerte en Sinaloa, pues va a ser muy difícil, con toda la fuerza que tiene el presidente, imponerlo (al candidato)», opina.

En ese sentido, reitera que el próximo año será el candidato de Malova o de Juan Millán, si es que salen juntos, contra el elegido por el mandatario de la nación.

«Si sacan a Malova, vamos a pensar en esa posibilidad de que le ofrezcan algo allá en el centro, pues al que van a sacar es a Gerardo Varga, porque si él llega a ser un gobernador interino, pues no puede ser juez y parte de un proceso de elección, va a tener que administrar la elección. Entonces, se genera un vacío para que pudiera estar atrás de esa negociación.

Más que ofrecer nombres de quienes ve con más posibilidades de alcanzar dicha postulación, señala que lo importante es ver cómo se muevan los actores políticos ahora.

Es decir, explica, «si es real esta polarización de millanistas, malovistas, contra el candidato del presidente, vamos a ver, es muy difícil. Por simpatías, todos tienen méritos para ser candidatos o precandidatos dentro de su partido».

Hernández Norzagaray asegura que tampoco se puede descartar al PAN como el traspatio de Mario López Valdez en caso de que se le cerraran las puertas de Gerardo Vargas Landeros, tal como ocurrió en 2010, cuando el actual gobernador buscó otra alternativa y llegó a la elección abrazado por una fuerza opositora que estuvo integrada por el PAN, PRD, PT y Convergencia.

«Vamos a ver cómo el PAN procesa eso, porque a la mejor también podría ser, bueno, ir con Heriberto, si no se cierran todas las posibilidades. Depende también cómo maneje el momento Malova», señala.

Si el gobernador del estado está negociando en el centro del país, «está una salida para él, yo creo que su grupo se descompone. No creo que Gerardo Vargas Landeros vaya a poder liderar, sobre todo si le toca ser el gobernador interino», agrega.

De Jesús Vizcarra Calderón, asegura que le recuerda un poco a Andrés Manuel López Obrador, donde no lo den por muerto, y está en lo que llamó la lógica, tan claro que en la posibilidad de ser el candidato del presidente.

Señala que si se le pregunta a quién ve con mayores posibilidades de ser el candidato y que pueda cohesionar a una franja muy importante del priismo estatal, «es Jesús Vizcarra, sin duda alguna».

 

 

Simple Share Buttons