sábado , 16 enero 2021

Empresario canadiense recula y se desdice sobre robo de mina en Sinaloa

Empresario canadiense recula y se desdice sobre robo de mina en Sinaloa

MÉXICO, D.F. (apro).- Rob McEwen, el director del grupo minero canadiense que explota el complejo El Gallo 1, en el municipio de Mocorito, Sinaloa, se disculpó hoy por el “malentendido” que generaron sus declaraciones del miércoles 8, cuando aseveró que “los cárteles están muy activos en la zona, pero en general tenemos una buena relación con ellos”.

En un comunicado que publicó hoy en la página oficial del grupo McEwen, el director precisó: “Desafortunadamente, el uso de las palabras ‘buenas relaciones’ fue un descuido y creó la impresión totalmente falsa entre los medios mexicanos que teníamos contacto regular con elementos criminales en su sociedad”.

Insistió: “Esto es simplemente falso. Quiero pedir disculpas sinceras por cualquier malentendido que mis palabras han provocado”.

Sin embargo, los argumentos que adelantó McEwen para aclarar el “malentendido” no son muy convincentes.

McEwen justificó: “Mi respuesta estaba relacionada con el hecho de ganar acceso a las propiedades que queremos explotar. Es nuestra política de contactar a todos los ejidatarios o las comunidades impactadas en un área para obtener su permiso y determinar el tiempo apropiado para entrar a sus propiedades y llevar a cabo la exploración minera”.

“Respetamos sus deseos como lo haría cualquier buen vecino y minero responsable”, añadió.

El pasado martes, un comando robó 198 kilos de oro de El Gallo 1, lo cual representa la sexta parte de la producción de oro de la mina en 2014 y equivale a alrededor de ocho millones de dólares. El grupo reportó entonces que “ningún empleado resultó herido”.

El miércoles pasado a la pregunta “¿Es el sitio de la mina una parte peligrosa de México?”, que le hizo el reportero del Business News Network, el director del grupo McEwen respondió: “No lo era. Quiero decir, los cárteles están activos ahí. En general tenemos una buena relación con ellos”.

Y precisó: “Si queremos ir a explotar a algún lado, les preguntamos y te dicen: ‘No, pero regresen en un par de semanas y terminamos lo que estamos haciendo’”. En ningún momento mencionó a los ejidatarios o las comunidades impactadas.

Simple Share Buttons