miércoles , 13 noviembre 2019

El complot al «Peje» en Culiacán

Juan Ordorica

Durante el fin de semana en Sinaloa la vida política estuvo muy movida. Por un lado, en Mazatlán se realizó un homenaje a la trayectoria del priista Raúl Cárdenas, quien tiene el no muy grato honor de ser el primer candidato priista que perdió una alcaldía en el puerto, sin embargo, su carrera política, en términos generales, es digna de ese reconocimiento.

Por otro lado, en gira por el estado, Andrés Manuel López Obrador vino a iluminar nuestra descolorida existencia con su presencia, pero fue en Culiacán donde la asamblea de Morena se puso interesante.

En los Mochis «El Morrín» de todas las roscas dio la nota, al decir que estaba seguro de su coronación como la flor más bella del PRI.

Más allá de los datos anecdóticos -de esos que les encantan a los mitotólogos políticos profesionales-, quien se sentó con quien, las miradas que se tiraban uno a otro, de qué lado de la mesa puso la rodilla que personaje, del tiempo que se dedican en lanzarse piropos, el color de los calcetines y todas esas cosas insulsas de los eventos políticos.

Es realmente didáctico observar el esfuerzo, dedicación y seriedad que le ponen a la cosa más inútil del mundo –reto a cualquier asistente de una de esas reuniones que recuerden que cosa de provecho aprendieron de los discursos de los participantes- como son las pasarelas de personajes que no tienen ni idea de la prioridad de una ciudad, un estado o las leyes en general.

En los eventos políticos del PRI de este fin de semana reinó la frivolidad (para ser republicanos les queda muy bien los desplantes aristócratas) mientras las ciudades del estado se inundaban bajo la lluvia, las autoridades emanadas de ese partido se reunían en Mazatlán para demostrar al mundo que es más importante ganar elecciones que gobernar bien, pero sobre todas las cosas ir a quedar bien uno con otro (no vaya ser que el bueno sea uno de ellos).

Para rematar, «El Morrín» culichi decidió que los baches y las inundaciones pueden esperar. Hacer campaña y dar declaraciones en Los Mochis siempre será más importante que administrar Culiacán.

En los colmos de la frivolidad e irresponsabilidad a una diputada le dio por tomarse fotos en medio de una creciente de un río con tal de demostrar su heroísmo para entregar despensas (lucrar con la miseria es más redituable en temporadas de desastres)

Del lado de Morena el circo llegó a la ciudad (ya sin animales porque están prohibidos, dicen) . AMLO , fiel a su costumbre, trajo consigo esas funciones que tanto gustan al respetable. Gritos, reclamos, insultos y una bonita dotación de sandeces pusieron a la Torre Académica como la sucursal de cualquier mercado de segunda.

El teatro del absurdo es la especialidad del mesías de Macuspana; se puso acusar a sus seguidores de traidores y vendidos. Amadme incondicionalmente o serán expulsados del paraíso de la esperanza: Primer mandamiento de la religión pejiana

El PAN no se quedo muy atrás. El senador López Brito se aventó uno de esos informes que con las tecnologías actuales de comunicación son mayormente obsoletos e innecesarios. Estos informes son tan grises que no hay mucho que platicar al respecto.

Los optimistas dirán que tenemos una vida pública muy dinámica y participativa; que la pluralidad y diversidad es algo común en cualquier democracia. Los pesimistas y criticones, como yo, diremos que es una tragedia que tanto buen material para la comedia se vea frustrada al enterarnos que todas estas frivolidades de nuestras autoridades corren a costilla nuestra. Ya sea en tiempo o en dinero, pero los que pagamos la vida social de los políticos es la ciudadanía. No se ve la hora que el trabajo vaya estar por encima de esas absurdas reuniones.

EL MEMENTO DE HOY

ZomboDroid06102015045603

 

Twitter: @juanordorica

Hazte seguidor de Café Negro Portal con solo darle “Me gusta” a nuestra página www.cafenegroportal.com.

Simple Share Buttons