jueves , 13 diciembre 2018

Buscan asilo en EU mujeres violentadas
KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

Buscan asilo en EU mujeres violentadas

Tijuana, México (Reforma). – Centroamericanos que viajaron en la caravana migrante hasta la frontera con Estados Unidos no sólo huyen de la violencia provocada por pandillas y bandas del crimen, también hay muchas mujeres que escaparon de parejas que las golpearon y amenazaron.

Decenas de mujeres de la caravana viajan solas. Provienen de Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua, y en varios casos indicaron que tenían temor de sus ex parejas, pues abusaban de ellas, les pegaban y hasta las amenazaron de muerte.

Olga Caballero, de 35 años, madre de cuatro hijos, de 2, 6, 11 y 16 años, padeció ambas situaciones: el mayor de sus hijos estaba siendo presionado para sumarse a las pandillas y, al mismo tiempo, su pareja la golpeaba y empezó a atacar también al hijo mayor.

“Cuando mi hijo me quería defender también lo golpeaba, yo por eso tomé la decisión de venirme, entonces él (pareja) me dijo que me iba a quitar a mis hijos, mejor huí, la peor desgracia que podemos tener nosotros es que la ley no sirve para nada, puse denuncias y no pasó nada”, reprochó.

“Usted les llama y hasta que está muerto vienen a apoyarlo a uno, me duele, he llorado lágrimas de sangre por el machismo de él”, añadió la mujer que trabajaba vendiendo frutas y verduras en Honduras.

“Sólo me vine con Dios y mis hijos, sin esperanza ninguna, si no fuera por mi pareja y las pandillas allá estuviera tranquila, ¿quién tiene necesidad de andar rodando y poner en riesgo a sus hijos?”, subrayó.

Otra madre de familia de Nicaragua, Luz Camelia Cruz, de 44 años, contó que su esposo era agresivo y que teme por su vida y la de sus hijos porque ella lo denunció por golpeador.

“Me golpeaba y golpeaba a mis hijos, son dos niños de 16 y 14 años, miré que golpeaba a mi hija y decidí irme, me siento triste porque sólo pude viajar con mi hija, por otra parte me siento bien porque ya estoy acá, ojalá Dios quiera que nos den el asilo”.

“Me da miedo regresar porque él estaba preso y me da miedo porque este mes él sale, y temo que le haga algo a mis hijos porque lo denuncié”, añadió la madre que lavaba y planchaba para sobrevivir con sus hijos.

El abogado Alex Gálvez, con oficina en Los Ángeles, California, y voluntario para dar asesorías a los migrantes, señaló que los integrantes de la caravana están ejerciendo un derecho y temen regresar a su país porque para ellos podría significar la muerte.

“Muchos de ellos tienen familiares que fueron asesinados a manos de los maras, o los maras quieren reclutar a sus hijos, otras mamás son víctimas de violencia doméstica, quienes son elegibles para un asilo especial, donde las Cortes de EU han determinado que es una base válida para pedir asilo”, mencionó.

“En los últimos cinco años hemos visto tantos casos (de violencia doméstica) que la Corte de Apelación (en EU) hizo uno de esos casos como ejemplo de que sí son elegibles para asilo, una mujer guatemalteca fue lesionada por su esposo y ganó el asilo”, subrayó.

Un proceso de asilo puede tardar hasta 8 años; algunos pueden pasar hasta dos años en centros de detención, pero cada caso es distinto, advirtió.

Hazte seguidor de Café Negro Portal con solo darle “Me gusta” a nuestra página www.cafenegroportal.com.

Simple Share Buttons