domingo , 11 abril 2021

Reitera la UAS: No volverá a clases presenciales, a la mejor en enero

Reitera la UAS: No volverá a clases presenciales, a la mejor en enero

Culiacán, Sinaloa.- Independientemente del semáforo epidemiológico en amarillo, todo el primer semestre de la Universidad Autónoma de Sinaloa se realizará de modo virtual y será hasta enero cuando se analice si se continúa así o se vuelve a clases presenciales.

Durante la reunión de Consejo Universitario, el rector Juan Eulogio Guerra Libera dio información del inicio del Ciclo Escolar 2020-21 que en su primer semestre será en modalidad virtual, los espacios que se abrieron, la cobertura y matrícula alcanzada, así como la reducción de cuotas y el inicio de clases virtuales el pasado lunes 28.

«En todo caso por allá en el mes de enero estaremos analizando la situación, las condiciones en las que está el país, en la que está nuestro estado, valorar la posibilidad de que el siguiente semestre pudiera iniciar de manera si no presencial de manera mixta», expuso.

Por otro lado, se refrendó el acuerdo de que el resultado de la reingeniería financiera y optimización de recursos, que se aplica desde el pasado mes de junio en la institución, siga dándole prioridad al pago de salario y prestaciones de los trabajadores universitarios, tanto activos como jubilados.

Planteó que se avizora una situación financiera muy difícil y ante lo cual hizo la propuesta que fue aprobada por todos los consejeros.

“Quiero hoy someter de nuevo que la reingeniería financiera, la optimización de recursos, propongo de nuevo que dé prioridad al salario y prestaciones del personal universitario, lo que ahorremos, lo que se optimice, sea para garantizar su salario y prestaciones de los académicos, de los administrativos activos y jubilados y poder nosotros garantizarles lo más sagrado que tenemos que es nuestro salario”, detalló.

Fue en la sesión del 25 de mayo cuando el Consejo Universitario aprobó a propuesta del Rector la implementación de una reingeniería financiera que se aplicó a partir de la primera quincena de junio como medida para garantizar el pago de salarios y prestaciones, y que para el mes de julio recabó 52 millones de pesos que se destinaron para complementar el pago de las primas vacacionales; hoy el Rector de nuevo sustentó dicho acuerdo.

“Estaremos entrando en una situación sumamente difícil no solo por el cierre, sino lo que ya se está anunciando en la reestructuración del PEF en cuanto a la atención de diversas actividades donde entra cultura, deporte, educación, ciencia, tecnología y otros aspectos que tienen que ver con la UAS; el llamado es a estar muy atentos y muy pendientes”, dijo.

La sesión se declaró permanente ante los temas que ya se tienen en el contexto nacional como es la aprobación del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) y la posible desaparición de estímulos académicos y programas como el PFCE (Programa de Fortalecimiento de la Calidad Educativa).

“La situación pinta difícil, hay una propuesta de un PEF donde desaparece una serie de prestaciones, parece ser que en esta propuesta ya no incluye el Programa de Becas al Desempeño, lo desaparecen y otros programas de estímulos al personal académico, y desaparición de fideicomisos que tienen que ver con Ciencia, Tecnología, Cultura, aspectos que apoyan a través de estos fideicomisos actividades que permiten que las instituciones podamos competir por ellos (…) así que esta es la situación, nosotros seguimos en la gestión, no hemos quitado el dedo del renglón”, enfatizó el Rector.

Informó que está pendiente que se le entregue a la institución lo equivalente al incremento salarial que se está pagando desde el mes de enero, y que representa un monto de aproximadamente 100 millones de pesos, que no se han entregado a esta universidad ni al resto del país, por lo que “estamos muy al pendiente en la gestión, de plantear los resultados de la Universidad e intentar garantizar los aspectos laborales y de prestaciones que tenemos comprometidos con la comunidad universitaria”.

El Rector detalló el motivo del recorte en este mes de 100 millones de pesos por parte de Hacienda, los cuales se le habían adelantado a la UAS en dos partidas, y cómo para pagar la segunda quincena de septiembre se pidió otro adelanto o “corrimiento” de 50 millones.

“Solicitamos el corrimiento de 50 millones más para poder garantizar el pago de la segunda quincena del mes de septiembre (…) y se pudo pagar ayer esta segunda quincena en virtud de que ayer mismo, nos llegaron los 50 millones de adelanto, es una situación difícil, tenemos un corrimiento que se nos dio de 100 millones que pagamos a Gobierno del Estado y 50 millones que usamos para pagar la segunda quincena, y aquí hay que decirlo, Gobierno del Estado nos entregó a tiempo la partida que le toca dar a la Universidad y pudimos complementar este pago”, dijo.

 

Hazte seguidor de Café Negro Portal con solo darle “Me gusta” a nuestra página www.cafenegroportal.com.

Simple Share Buttons