Se acabó la corrupción y “moches” en asignación de obras: Rocha Moya

Culiacán, Sinaloa.- Un claro mensaje lanzó el gobernador Rubén Rocha Moya en cuanto a la nueva política en asignación de obra pública durante su gobierno, en la cual no tendrán cabida la corrupción ni los sobornos para lograr las adjudicaciones, los llamados coloquialmente “moches”, pues advirtió que no se contratará a los empresarios de la construcción que incurran en estas prácticas, y además, tampoco a quienes no paguen a su vez a sus proveedores que les vendan el material para las obras públicas asignadas y pagadas por el gobierno.

La Conferencia Semanera de este lunes fue dedicada por el gobernador Rocha para abordar lo relacionado a la obra pública, y para ello, estuvo acompañado por el secretario del ramo, José Luis Zavala Cabanillas, quien a su vez hizo un recuento de las obras sociales realizadas en los 18 municipios a las que se comprometió el gobernador para el inicio de su mandato, así como el estado que guardan las 13 obras heredadas de la pasada administración, las cuales fueron pagadas totalmente no obstante haber quedado inconclusas.

“Hoy no va a haber corrupción y lo que quiero es que ustedes que son los medios a través de los cuales la población se entera de las cosas, le den seguimiento, todos los procedimientos que se tienen que hacer”, puntualizó el gobernador del estado.

Al respecto, precisó que no se adjudicará ninguna obra que no cuente con el recurso público que garantice su pago, pues el compromiso es otorgar un 35 por ciento del costo de la obra como pago inicial para que el constructor empiece los trabajos, y programar los siguientes pagos, denominados estimaciones, conforme transcurra la obra, hasta llegar a su liquidación, que es la estimación finiquito, último pago que hace el gobierno al constructor.

“Si concluye la obra, que también debe concluir el pago, pero fíjense una cosa desde aquí les digo yo a quienes concursen y hagan obra, ustedes constructores tendrán la misma obligación que nosotros gobierno de pagarles a ustedes a tiempo, que les paguen a sus proveedores, a los que les venden el cemento, a los que les venden la varilla, dependiendo de la obra, porque ocurre que no les pagan a los proveedores. Si nosotros encontramos que pagándoles a tiempo nosotros no les pagan a sus proveedores no les vamos a dar obra, porque finalmente eso ocurre, luego señalan que el gobierno es esto, aquello y demás, pero también se da que hay particulares que no cumplen con sus obligaciones”, advirtió.

El gobernador Rocha también se refirió a los casos de corrupción que durante años se habían practicado en la asignación de obras públicas, donde de manera irregular se hacían y exigían pagos de determinados porcentajes para beneficiar al constructor con la asignación de las obras y la liberación de los pagos.

“No van a andar los constructores con nosotros dando cinco centavos de “moche”, si yo gobernador me entero que por ahí alguien les cobra “moches”, no el secretario, otro que dice que le consiguió la obra, si yo me entero de eso no vamos a darle obra a quien dé “moche”, ni para conseguir la obra ni para que le paguen el finiquito. El finiquito ya dije cómo se va a pagar, termina la obra a satisfacción, tenemos supervisores de obra, el supervisor de obra tiene que decir que está bien, tiene que dar un dictamen y en razón de eso se cubre y es todo, eso es lo que vamos a hacer, me interesa a sobre manera esta relación”, aclaró.

Por otra parte, a pregunta expresa el gobernador del estado se refirió al proyecto del Metrobus, que promueve el Ayuntamiento de Culiacán, y para ello, el Gobierno del Estado iniciará con la construcción de la prolongación al norte del bulevar Enrique Sánchez Alonso, lo que será un par vial de la avenida Álvaro Obregón, por donde se pretende circulen las nuevas unidades de transporte.

Explicó que éste fue el acuerdo al que llegó con el alcalde de Culiacán, de continuar esta vialidad hasta la colonia Lomas de Rodriguera, que propiamente será un nuevo malecón, pues correrá paralelo al río Humaya, y en este sentido, el secretario Zavala añadió que ya se trabaja en el proyecto de rectificación del río, pues habrá sectores donde se intervenga su cauce original para construir muros de contención del malecón.

Rocha Moya detalló que éste es el primer paso para que Banobras libere los 236 millones de pesos que tiene etiquetados para la construcción de ese proyecto, de un presupuesto total de 400 millones, y el resto se deberá aportar por Gobierno del Estado y Ayuntamiento de Culiacán.

Al inicio de la Conferencia Semanera, el secretario José Luis Zavala hizo un resumen de las obras sociales realizadas en los 18 municipios, donde se aplicaron con recursos estatales exclusivamente, 110 millones de pesos y que correspondieron a obras de agua potable, construcción de pozos, electrificación, reparación de calles, y de los mercados de Angostura y de Guamúchil, principalmente.

En cuanto a las 13 obras pagadas y no terminadas que se heredaron de la pasada administración, explicó que solamente queda pendiente la primera etapa del Hospital Naval Militar de Mazatlán, pero el contratista se comprometió a entregarla para el 15 de febrero.

Esas obras ya finalmente concluidas son la planta potabilizadora de Capomos, en Angostura; el puente bimodal Humaya, en Culiacán; la clínica para hombres al interior del penal de Culiacán; la modernización de las calles Gabriel Leyva, Rodolfo T. Loaiza y Ezequiel Martínez, en Mazatlán; el drenaje sanitario en la colonia Bugambilias, también en Mazatlán; y la rehabilitación de las oficinas del Gobierno del Estado, en Mazatlán, por citar las más grandes.

Verifique también

“El Estado debe proteger a los ciudadanos, no a los delincuentes”: Ricardo Anaya

El excandidato a la presidencia de México, Ricardo Anaya Córtes, en su video de cada lunes, …

Comando armado “levanto” y asesinó a siete personas de una familia en Chiapas

Siete personas, entre ellas un menor de edad, fueron ejecutados el sábado por sujetos que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.